Trastorno Bipolar


3 lectEl trastorno bipolar es una enfermedad que afecta los sistemas cerebrales de regulación del estado de ánimo. Se caracteriza por la alternancia entre periodos de exaltación anímica, llamados manías (o hipomanías) y periodos de depresión, con periodos de estabilidad entre dichos episodios.

La predisposición genética es la causa fundamental del trastorno bipolar, aunque existen causas desencadenantes de dicho trastorno, siendo el consumo de drogas el más frecuente. Los desencadenantes provocan alteraciones en la concentración de algunos neurotransmisores que actúan en áreas cerebrales que regulan la vida emocional.

Los episodios maniacos se caracterizan por un cambio marcado del estado de ánimo que pasa a ser eufórico o irritable acompañado de verborrea, incremento de la actividad, incremento de la autoestima, llegando a veces a delirios o desinhibición de la conducta. Los episodios depresivos se caracterizan por tristeza vital, ánimo bajo, pensamientos excesivamente negativos, cansancio excesivo, entre otros.

Se reconocen tres tipos de trastorno bipolar, los de tipo I, los de tipo II i la ciclotimia. En los de tipo I existen episodios de manía, pero no suelen aparecer episodios depresivos; en los de tipo II, en cambio, aparecen episodios tanto maniacos como depresivos. La ciclotimia es una forma leve del trastorno bipolar, con episodios de intensidad leve, pero más frecuentes.

El trastorno bipolar I se da con la misma frecuencia entre hombres y mujeres, en cambio el trastorno bipolar II es más frecuente en mujeres.

Es frecuente en algunos pacientes con trastorno bipolar la aparición de los episodios en determinadas épocas del año, es frecuente la aparición de la depresión en otoño/invierno y la manía o hipomanía en primavera/verano.

El diagnostico del trastorno bipolar es clínico, basado en los signos y síntomas que el especialista, el paciente y sus allegados observan. Pueden ser útiles cuestionarios tipo HCL-32.

A día de hoy no existe cura para el trastorno bipolar, tomar bien el tratamiento farmacológico, participar en terapias psicoeducativas, evitar el alcohol y las drogas y tener una vida ordenada, son fundamentales para el control de la enfermedad.

El tratamiento del trastorno bipolar se basa en la terapia psicofarmacológica complementada con psicoterapia. El tratamiento farmacológico es imprescindible y continuado para evitar recaídas y está basado en fármacos que actúan en el cerebro regulando o reequilibrando los niveles de neurotransmisores. El tratamiento no debe suspenderse y debe seguirse un control médico regular.

López, A. Trastorno afectivo bipolar. La enfermedad de las emociones. Editorial EDAF. Madrid, 2003.

Vieta, E., Colom, f.; Martínez-Aran, A. La enfermedad de las emociones: el trastorno bipolar. Ar Médica 2004

Acerca de lectorixblog

¿Quieres estar al día de las últimas novedades de Psicología? Trastornos, diagnósticos, tratamientos... Lectorix te mantiene al día!
Esta entrada fue publicada en Bipolar, comorbilidad, CRITERIOS DIAGNOSTICOS y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Trastorno Bipolar

  1. bipolaridad dijo:

    Un buen resumen sobre el trastorno bipolar. Si queréis conocer más acerca de la enfermedad hay un foro en el que exponer vuestras dudas en la web PuedoSer.es:
    http://www.puedoser.es/preguntas-y-respuestas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s