Test de Inteligencia: Wisc-IV


2-B7F1D2A9-57426-800El Wechsler Intelligence Scale for Children es un cuestionario  para la exploración de las capacidades cognoscitivas  de los niños en edades comprendidas de los 6 a 16 años, que se aplica de forma individual. Permite conocer la capacidad intelectual global, las capacidades generales y un perfil específico.

 El Cuestionario que se divide en 15 tests (10 son obligatorios y 5 optativos) que los cuales están agrupados en torno a cuatro índices, que representan las habilidades intelectuales generales como son la Comprensión verbal, Razonamiento Perceptivo, y habilidades de procesamiento cognoscitivo como la Memoria de trabajo y la Velocidad de procesamiento.

En Psicología Clínica el WISC-IV es un instrumento imprescindible, para el diagnóstico del retraso mental, trastornos del aprendizaje, TDAH, etc. Aunque además es de gran utilidad en el contexto educativo ya que nos permitirá conocer tanto la capacidad intelectual global como determinadas capacidades generales, y un determinado perfil, además de ser importante a la hora de una intervención educativa.

 1.   COMPRENSIÓN VERBAL (CV):

Mide la formación de conceptos, la capacidad de razonamiento verbal y el conocimiento que el niño/a ha adquirido de su entorno. Las pruebas  a realizar para este bloque son:

  • Semejanzas (S)

Este test es un buen predictor del rendimiento académico. Mide la capacidad de  expresar relaciones entre dos conceptos, el pensamiento asociativo y la capacidad de abstracción verbal.

Consiste en decirle dos palabras al niño y nos tienen que decir que es lo que hace que éstas palabras sean objetos comunes o tengan conceptos similares.

En la base de dicha tarea se encuentra en la capacidad racional del niño para agrupar la información siguiendo un orden. De esta forma trataremos diversos procesos que son básicos como la comprensión, uso de la lengua etc. , para que de esta forma puedan progresar de forma adecuada en cualquier tipo de aprendizajes.

  • Vocabulario (V)

Este test analiza el conocimiento léxico, la precisión conceptual y la capacidad expresiva verbal. Además de la Capacidad de aprendizaje, memoria, y la formación de conceptos

Inicialmente hay 4 elementos gráficos que el niño debe nombrar, para facilitar la respuesta a los niños más pequeños. A partir del  quinto elemento son palabras que les debemos leer en voz alta y el niño/a tiene que definir o explicar su significado.

Esta prueba además nos da una idea de los recursos que el niño dispone para manejar las palabras y construir una explicación verbal coherente con lo que se le pide.

  • Comprensión (C)

Esta prueba evalúa la comprensión y expresión verbal,  el razonamiento y juicio social frente a la solución de los problemas cotidianos. También el grado de aprendizaje de las normas sociales y de conducta habituales.

Consiste en realizar preguntas orales al niño/a para comprender su comprensión en determinadas situaciones sociales. Son preguntas relacionadas con su experiencia de la vida cuotidiana y su capacidad de comportarse de forma adecuada con los valores sociales.

Un buen resultado en ésta prueba se interpreta que el sujeto posee juicio social, sentido común y conocer los convencionalismos sociales.

  • Información (In)

Esta prueba optativa  evalúa la capacidad de adquirir, almacenar y recuperar los conocimientos adquiridos. La cantidad de información adquirida por medios formales (escolarización) o informales (entorno).

El niño/a debe describir oralmente información objetiva relacionada con objetos de uso común, sucesos, lugares, personajes, etc.

Este test es un buen indicador de los conocimientos adquiridos del niño, tanto en su entorno cultural como social.

Buenas puntuaciones es esta prueba nos informan de la capacidad del sujeto para almacenar y recuperar información de hechos y datos aislados, pero no es suficiente para interpretar las aptitudes mentales, ya que no nos demuestra que sean capaces de aplicar o utilizar la información de forma efectiva.

  • Adivinanzas (Ad)

Prueba optativa que engloba diversos factores, entre otros la comprensión del lenguaje, capacidad de razonamiento y  conocer su entorno. Mide las habilidades para integrar información, generar conceptos alternativos y condensar información. Describiremos unas pistas de una serie de conceptos comunes que el niño/a debe identificar.

 2.   RAZONAMIENTO PERCEPTIVO (RP):

Pruebas que requieren de la utilización de conceptos abstractos, generalizaciones, relaciones lógicas,… Requieren un procesamiento espacial y la integración visomotora. Para éste bloque las pruebas son:

  • Cubos (CC)

Prueba que mide habilidades de análisis, síntesis y organización viso-espacial y conceptualización abstracta a tiempo controlado (formación de conceptos no verbales).

 La tarea del niño consiste en reproducir con cubos  el modelo que tenemos dibujados. La prueba tiene un límite de tiempo, que varía en función del número del elemento.

La combinación de la organización visual y la ejecución visomotora implica aplicar la lógica y el razonamiento a problemas de relaciones espaciales. Problemas visuales (estrabismo, astigmatismo,…) o lateralidad cruzada pueden dar puntuaciones bajas.

  • Conceptos (Co)

En esta prueba han de demostrar la capacidad de agrupar ítems visuales de información a partir de características comunes. Además mide la formación de conceptos y categorías a partir de la información visual.

Le Presentamos al niño láminas con 2 o 3 filas de dibujos y se tiene que escoger un dibujo de cada fila que tengan una característica común.

Esta prueba es parecida a la prueba de semejanzas, salvo que en esta la presentación que le hace es visual.

  • Matrices (M)

Esta prueba analiza el razonamiento por analogías visuales e implica la integración de información visual.

  La tarea consiste en que el niño debe elegir un dibujo entre 5 que hay representados para completar una matriz donde le falta un dibujo.

El niño para realizar esta tarea deberá ser capaz de establecer relaciones lógicas entre los diferentes elementos que se le presentan.

  • Figureras incompletas (FI)

Esta prueba optativa analiza las capacidades de reconocimiento y organización perceptiva a tiempo controlado.

Le mostramos un dibujo y tiene que señalar la parte del dibujo importante que falta. Hay un tiempo límite para cada elemento, 20 segundos.

Para una buena ejecución se necesita atención, concentración, razonamiento, organización y memoria visual. Implica discriminación e identificación visual de  conocimientos del entorno del niño/a.

3.   MEMORIA DE TRABAJO (MT):

Éste bloque está muy relacionado con el rendimiento académico de aprendizaje. La memoria de trabajo es la capacidad de retener temporalmente la información para trabajar con ella. Las pruebas son:

  • Dígitos (D)

Prueba que mide el recuerdo auditivo inmediato y la atención, capacidad del niño en procesos que requieren secuenciación (por ejemplo problemas matemáticos). Suelen puntuar bajo los disléxicos o los que presentan problemas de discalculia.  El niño debe repetir por orden una serie de dígitos que decimos. Luego habrá otra tabla donde se tendrán que repetir los dígitos pero en orden inverso.

Para esta tarea el niño requerirá de determinadas habilidades para llevar a cabo la tarea como son la atención, la memoria auditiva, y la capacidad de secuenciación.

Resultados positivos nos darán una idea de la capacidad de retención del niño. Puntuaciones bajas pueden ser motivo de niños ansiosos y con déficits atencionales.

  • Letras y números (LN)

Prueba para medir las capacidades del niño/a en tareas de lectura y cálculo. Requiere memoria auditiva, atención y ser capaz de manipular y operar números y letras.

El niño/a debe repetir las letras y números que le decimos mezclados pero tiene que ordenar primero los números de menor a mayor y luego las letras en orden alfabético.

Lo que se tendrá en cuenta es su capacidad de procesamiento, y de llevar a cabo operaciones ante determinados estímulos sensoriales presentados.

  • Aritmética (A)

Prueba optativa que mide las habilidades para el cálculo y la concentración mental dentro de un límite de tiempo.

Se presentan unos problemas aritméticos de forma oral y los tienen que resolver dentro de un límite de tiempo. En los 5 primeros elementos se acompaña con un dibujo, a partir del sexto se leen textualmente al niño/a.

En esta prueba es una medida de sus conocimientos sobre las operaciones aritméticas, y también de cálculo.

En general niños con déficits atencionales puntúan bajo en ésta prueba.

4.   VELOCIDAD DE PROCESAMIENTO (VP):

La velocidad de procesamiento ahorra recursos de la memoria de trabajo, puede evaluar también la memoria visual a corto plazo, la atención y la coordinación visomotora. En éste bloque las pruebas:

  • Claves (CI)  

Prueba que mide la velocidad psicomotora y la memoria visual a corto plazo. La velocidad y precisión en tareas de coordinación visomotora, atención, memoria a corto plazo y flexibilidad cognoscitiva están implicadas en este ejercicio.

El niño tiene que copiar símbolos que aparecen emparejados a números o figuras geométricas en función de la edad. Se utiliza un tiempo límite (120”). En esta tarea estarán involucradas la capacidad de la atención sostenida y la atención visual. Los errores pueden darnos pistas sobre ciertos grados de  impulsividad o déficit atencional.

La prueba consta de una parte A para niños de 6 y 7 años y una parte B para niños de 8 a 16 años.

  • Búsqueda de símbolos (BS)

En esta Prueba  hay determinados factores involucrados como  la atención sostenida y la capacidad de discriminación visual. Habilidades de la rapidez asociativa, percepción visual, coordinación viso-manual, atención frente a tareas repetitivas.

Dentro de un tiempo limitado se tiene que indicar si uno o varios símbolos coinciden con un grupo de símbolos que se presentan al lado.

El tiempo límite son 120”.

Consta de una parte A para niños de 6 y 7 años y una parte B para niños de 8 a 16 años.

  • Animales (An)

Prueba optativa para valorar la atención sostenida y discriminación visual.

Se tendrán que marcar, dentro de un tiempo limitado los animales que hay en un conjunto de dibujos. El niño debe Contemplar una lámina con diferentes dibujos presentados de dos formas. Una ordenada estructurada en filas y columnas, y otra desordenada y esparcidas al azar. Tiene un tiempo límite, 45”.

PUNTUACIONES:

Para poder interpretar las puntuaciones, asignaremos una puntuación directa de acuerdo a los criterios de corrección de cada una de las pruebas. Por lo general se trata de sumar las puntuaciones que se han obtenido en cada ítem más los no aplicados en orden inverso (aunque no en todas será así). Por ejemplo en la prueba Claves A la puntuación directa será la suma de puntos acertados más la bonificación por defecto de tiempo.

Después transformaremos las puntuaciones directas totales y las escalares. Para convertir dichas puntuaciones en escalares será necesario utilizar la tabla I de apéndice A, junto con la edad cronológica del niño (fecha de aplicación – fecha de nacimiento). Una vez localizada la tabla correspondiente se busca la puntuación directa de cada prueba y se determina la puntuación escalar.

Después se realiza una suma de las puntuaciones escalares, en función de las pruebas destinadas a cada índice. A partir de esta puntuación se utilizaran las tablas de A2 hasta A6, donde obtendremos el percentil, el intervalo de confianza y la puntuación compuesta. O sea, utilizando la suma de las puntuaciones escalares de cada índice (CV, RP, MT, VP y CIT) obtendremos 5 puntuaciones compuestas, 5 percentiles y 5 intervalos de confianza, donde podremos hacer una interpretación de las categorías diagnosticas a las que corresponde cada índice. La puntuación de la escala CIT nos dará una posición relativa del sujeto dentro de una población (en función la edad cronológica). Para comprobar si es interpretable haremos la diferencia típica mayor y menor de cada uno de los índices (CV, RP, MT y VP). Si la diferencia es menor de 23 podremos interpretar el CIT cómo fiable respeto a la posición relativa de la capacidad global del sujeto.

Así con los resultados del WIS-IV, podremos hacer comparaciones de los diferentes índices para un mismo sujeto, y hacer un análisis de los puntos débiles y fuertes que se obtienen en las distintas pruebas. Pero también nos sitúa la posición relativa del sujeto dentro de su grupo normativo.

BIBLIOGRAFIA:

Amador, J. A., Forns, M., i Kirchner, T. (2006). La escala de inteligencia de Wechsler para niños revisada (WISC-R). Documento de trabajo.

Consejo General de Colegios Oficiales de Psicólogos.  Evaluación del test WISC-IV. Recuperado el día 3 de Abril de 2013 desde: http://www.cop.es/uploads/PDF/WISC-IV.pdf

Henríquez, N., y Restrepo, J. C. (2012). Propuesta de un protocolo abreviado para la evaluación de las funciones ejecutivas en niños y adolescentes. En clave social. Colombia.

Wechsler, D. (2005). Wisc-IV. Escala de Inteligencia de Wechler para niños-IV. Manual de aplicación y corrección. Madrid : TEA Ediciones.

Acerca de lectorixblog

¿Quieres estar al día de las últimas novedades de Psicología? Trastornos, diagnósticos, tratamientos... Lectorix te mantiene al día!
Esta entrada fue publicada en inteligencia, retraso mental, test de inteligencia y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s